¿Qué haces aquí?

¿Qué haces aqui? ¿Qué haces leyendo esto? Este no es un blog de actualidad, no es un blog de tecnología ni de política.  Aqui no vas a encontrar nada que te enseñe algo. Así que tú diras… ¿qué haces aquí?  Me cuesta creer que te interesa lo que pienso y siento sobre las cosas que me pasan, no soy ni un escritor brillante ni un sesudo pensador. ¿Qué te atrae pues, el morbo? Quizá te consuele comprobar que te va mejor que a mí, y duermes mejor si antes de acostarte te aseguras de que, al fin y al cabo, tú vas tirando.

Yo no estoy aquí para dirigirme a tí. Escribir mi blog solo me sirve a mí. Siempre me gustó escribir, y de este modo parece que me comprometo a no dejar de hacerlo. Y como no tiene otro objetivo, no entiendo qué haces leyendo estas líneas que hoy huelen a rabia por algunas cosas que la vida me ha traído y que creo que no merezco. A tí supongo que de vez en cuando te pasa lo mismo, pero tu callas, mejor usar los ojos para leer que para llorar.

Busca otros sitios, hay millones, donde depositar tu curiosidad. Y admite que si entras, compartes un trozo de la derrota de alguien que no te interesa nada. Ya, ya sé que no lo admitirás, pero ahora no te ve nadie y puedes dejar de aparentar que todo es estupendo. Vive tus propias desdichas, que las mías no te importan.

Mejor vuelve a Google, escribe “felicidad”, y así te das cuenta de que el blog de un hombre de buenos propósitos te ayudará a dormir mejor  esta noche, pero mañana ya no, y la vida, al menos la mía, está llena de confianza en las miles de mañanas que me quedan por empezar.

Acerca de JuanBlan.co

Periodista en barbecho especializado en estudios europeos. Provinciano. Escéptico. Autocrítico. Más en http://JuanBlan.co.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.
  • Manolo Pieza

    Todo el que escribe un diario en el fondo espera que alguien lo lea… aunque le ponga un candado y lo esconda.

  • barbara_sfc1905

    quizás soy rara y este tipo de blogs me encantan, te paso algo que escribí un día:

    “No es suficiente… cuando el silencio se extiende, en noches crecientes. Conociste sólo el agotamiento como cura, pero… la locura, es el paso a la calma que precede mis pasos. Llego a ser arrojada por tantos acantilados cuando la mirada desde lo alto, divisa lento el pasar del tiempo hasta el horizonte donde se esconden las lágrimas. Me he dejado escondida, tras tanto código que hoy, me han interpretado, he interpretado, y como el silencio, es mejor ignorarlo. Tanto he luchado por algo, que creo haberme equivocado, y tirado gran parte de mi vida durante mis pasos… porque todas las noches al terminar siempre noto que me falta algo. Y me dejé por el camino en trocitos para no perderme… y me encontré, que ya no estaba a mitad del camino, y que me había perdido.

    No soy lo que todos creen, no soy más de mis palabras, y todo no es tan complejo como parece. Soy mucho menos de tus palabras… tanto que a pesar de todas las letras que llevo a mis espaldas, no creo que me lleguen ni a la punta del zapato. Y por tanto, mi peso es vivir vacía, y mi vida es, no encontrar cuando busco. Porque, puedes tener tantas cosas que justo lo que quieres no te hace valorar nada por lo que luchas, sintiéndote así tan pequeña e insignificante que casi soy imperceptible.

    Porque más allá de mí, no me queda mucho… viéndome inmersa en un camino que me lleva a un lugar que hacen a un mundo estar orgullosa de mí, pero que a mí, cada día que pasa, se aleja más de mi realidad, y me roba un poco más de mi vida, muriendo por una vida, a la que siempre, le falta algo”

    Intenta que aunque la vida te intente tumbar, siempre debemos recomponernos, cómo me dijo una persona muy querída para mí una vez: “Piensa que cada día es, por sí solo, una vida”

    Saludos!

  • Ana Navarro

    La verdad es que no tengo ni idea…..

    Pero creo que todo lo que siento…..y que no puedo expresar….TU lo haces

    por mí. Gracias. Un saludo

  • Amalia

    Genial.