Mirando olas

Me veo, o es que quiero verme así. Tendré ya la piel morena, el pelo más largo, salitre pegado, suaves los pies, sentado en la arena mirando al mar. Será el ultimo atardecer antes de dejar la playa, dentro de unos 45 días. Esos minutos que saben distintos por el mero hecho de que al día siguiente  ya no estaré ahí. Intentaré que la mirada abandonada al mar no me impida pensar en ese instante, allí solo intentando encenderme otro cigarro a pesar del viento.

Miraré si he hecho lo que quería hacer, si he encontrado lo que buscaba y si he conseguido lo que quería. Sé que probablemente las tres respuestas searán negativas, pero no me sentiré mal. Estar allí habra sido lo importante.  Porque hace meses era imposible hacer la maleta y salir solo a la vuelta de la esquina. Lo habré hecho, y me sentiré todo lo bien que pueda. Miraré a las olas, esas olas libertarias de Cádiz, y pensaré que al romper cada una se lleva un trozo de nostalgia, de abatimiento, de dolor… y que otras me traeran ánimo, fuerza, dignidad y más seguridad para volver a casa.

No espero que ni las olas ni el viento  me traigan o se lleven el olvido.  Eso es cosa mía. Del camino que, aunque a veces derrape , me está llevando a mi sitio, y en ése momento de despedida pensaré que ya tengo mi sitio. Seguramente lamentaré no compartirlo, es posible, pero ya tengo algo, y si alguien quiere venir ya tengo mucho que ofrecer. Echaré una mirada hacia atras, a esos 15 dias de playa, a los 30 anteriores, y a los últimos doce meses. Recordaré que hace un año, apenas pude ver mi último atardecer en mi playa de siempre porque yo ya no tenía mirada y porque los ojos sólo me sirvieron en ese momento para llorar. Y me diré que ya ha pasado un año, que ha pasado un ciclo, y que he podido volver a mí, y que además he vuelto mejor. A pesar de lo que me ocurra o me duela, seré mejor, de hecho ya no sólo lo estoy, es que lo soy, soy mejor. He aprendido tanto, que me atreveré a mirar al sol para decirle: !!!Tío, aquí estoy, ilumina, que si no me ven no será ni por tu culpa ni por la mia!!!

Acerca de JuanBlan.co

Periodista en barbecho especializado en estudios europeos. Provinciano. Escéptico. Autocrítico. Más en http://JuanBlan.co.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.
  • Marina

    Valen,me has encogido el corazón.Además de gran comunicador, excelente amigo tienes una sensibilidad impresionante. Y si ya eres mejor, no quiero ni imaginarte…porque materia prima siempre hubo
    Un beso enorme
    Marina