Una hora, más o menos

A las dos son las tres, una hora menos. ¿Vivirás una hora menos? No, claro, es una medida relativa, pero piensa todo lo que podríasRelojDeRelojes hacer en una hora. Todas las horas miden lo mismo y esta que nos vamos a saltar dura igual que la última hora que vivirás.
Una hora, toda una hora.
Un hora para decir lo que sientes. Una hora para explicarte mejor. Una hora para decir la verdad, para cantar la canción, para mirar. Una hora para llamar a quien se lo debes, una hora p
ara tocar esa piel, una hora para hablar sin mirar el móvil, una hora para mirar a los ojos sin hablar. Toda una hora recordando otras horas, para brindar, una hora sin tu orgullo, una hora de sinceridad, una hora de soñar otras horas, una hora como una eternidad.
A las dos son las tres. Una hora menos. Aprovecha esta hora.

Acerca de JuanBlan.co

Periodista en barbecho especializado en estudios europeos. Provinciano. Escéptico. Autocrítico. Más en http://JuanBlan.co.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.
  • Amalia

    Me alegra que vuelvas a escribir. Noto tristeza en tus palabras, y eso no me alegra. Un abrazo de 1 minuto al menos (se lo robaremos a esa hora de más de octubre) para que el espíritu se sienta satisfecho.
    Ya no escucho Canal Sur (me harté) pero soy incondicional de Valentín García.